El 73% de las pequeñas islas serán más áridas al finalizar este siglo

Nota publicada a l’edició digital del diari El País del dilluns 11 d’abril, per MIguel Ángel Criado.

El cambio climático la ha tomado con las pequeñas islas del planeta. La subida del nivel del mar se tragará países enteros como Kiribati o Tuvalu y el aumento de los eventos climáticos extremos castigará al resto. Ahora, un estudio añade la escasez de agua. Decenas de islas y archipiélagos como las Azores o Canarias tendrán que lidiar con una aridez creciente.

Hasta ahora, las previsiones climáticas sobre las pequeñas islas y sus millones de habitantes se estaban haciendo sin tenerlas en cuenta. Las distintas simulaciones del clima del futuro dividen el planeta en cuadrículas. Al manejar tantas variables y para un periodo tan largo como 100 años, la resolución de estas celdas tiene unos límites. Pocos modelos pueden ir más allá de una resolución de 240 Km por 210 Km. En una cuadrícula así, muchas de las islas parecen una pequeña roca en medio del océano.

“La resolución de los modelos globales climáticos es relativamente gruesa ya que hay que ejecutarlos a escala global. Cuanto mayor es la resolución, se necesita más tiempo (u ordenadores más potentes) para hacer el ensayo”, explica el profesor de ciencias oceánicas y atmosféricas de la Universidad de Colorado en Boulder (EE UU), Kristopher Karnauskas. Eso implica que las estimaciones sobre el futuro de las islas se basan en modelos que funcionan para las tierras continentales o las grandes islas pero no en las pequeñas. A estas se les aplicaban las previsiones del mar abierto que las rodea.

Sin embargo, las cuentas estaban mal hechas. Con los modelos climáticos, se puede prever la temperatura media o el régimen de lluvias que habrá dentro de 30 u 80 años en cada una de las cuadrículas. Pero que llueva en el océano no es lo mismo que en la tierra. En todo balance hídrico, además de la lluvia, hay que añadir otro elemento a la ecuación: la evaporación. Mientras la evaporación del agua en el mar depende esencialmente de la temperatura, de la humedad y la velocidad del viento, en tierra intervienen muchos más factores, desde la cubierta vegetal hasta la orografía.

“Si por arte de magia pudieras teletransportarte dentro de un modelo climático mundial y navegaras hasta lo que serían las islas Canarias, solo encontrarías mar abierto, aunque ahí vivan un par de millones de personas en el mundo real”, comenta Karnauskas. “Esto significa que el modelo climático no sabe nada de cuánta evaporación hay en Canarias, pero nosotros hemos desarrollado un método para tenerla en cuenta que depende solo de la dinámica del aire que hay sobre las islas”, añade.

Subsanada la injusticia científica con las pequeñas islas, Karnauskas y sus colegas pudieron crear un índice de aridez que parte de un valor de 1 en 1999 para unas 80 agrupaciones de islas, desde grupos de atolones hasta archipiélagos, en todas las latitudes del planeta. Partiendo del escenario más probable de concentración de gases de efecto invernadero y temperaturas planteado por el IPCC, el 73% de las islas estudiadas será más árida en 2050. Este resultado supone doblar las previsiones realizadas hasta ahora. En términos de población, el 91% del total de los 18 millones que viven en estas islas se verán afectados.

Para finales de siglo, según publican en Nature Climate Change, habrá unas pocas islas que tendrán más precipitaciones. Es el caso de las Maldivas, el archipiélago de Hawái, Kiribati y en general las situadas cerca del Ecuador. “Las islas del Pacífico ecuatorial serán más húmedas debido a un aumento sustancial de las lluvias, pero no por menos evaporación”, comenta el investigador de la Universidad de Colorado.

Pero la gran mayoría de las islas serán más secas en 2090 que ahora. El archipiélago Juan Fernández, que incluye a la isla Robinson Crusoe, y la Isla de Pascua, ambas de Chile, tendrán un índice de aridez que llegará a 1,6. Las Antillas Menores (Barbados, Martinica, Granada…) superarán el 1,4. La Polinesia Francesa y, ya en el Atlántico, las Azores y las Canarias oscilarán entre el 1,2 y el 1,3. “Estimamos que las islas Canarias serán mucho más áridas debido a la combinación de fuertes tendencias a mayor evaporación y menores lluvias”, sostiene Karnauskas.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s